Gobernadora anuncia extensión del periodo de “lock down” en Puerto Rico

1218

La gobernadora de Puerto Rico, Wanda Vázquez Garced, anunció que extenderá el “lock down” y el toque de queda establecido en la Orden Ejecutiva 2020-023 hasta el 12 de abril para beneficio de la ciudadanía ante la emergencia mundial creada por el coronavirus COVID-19.

“Por recomendación de los expertos del ‘task force’ médico, he determinado extender la cuarentena para que todos permanezcamos en nuestros hogares, y así evitar el contagio. Es una medida necesaria que se está tomando en muchos países del mundo porque nos hemos dado cuenta que es la mejor defensa que tenemos para combatir esta pandemia. El distanciamiento social es clave, es el único antídoto que tenemos para frenar la curva de contagio”, expresó la gobernadora.

La primera ejecutiva reiteró que “le estamos requiriendo a nuestra ciudadanía que permanezca en sus casas”, por lo que continúa la cancelación de toda actividad pública y multitudinaria, incluyendo escuelas, universidades, centros comerciales, cines, gimnasios, entre otros.

Aclaró que continuarán operando los supermercados, farmacias, gasolineras, sucursales bancarias, hospitales y laboratorios, siempre y cuando tomen medidas cautelares, limitando la cantidad de personas que entra a los establecimientos. Los supermercados no abrirán los domingos a partir de abril durante la extensión del “lock down”.

Igualmente, a partir del 31 de marzo, el toque de queda comenzará a las 7:00 p.m. y se extenderá hasta las 5:00 a.m.

Para poder tener un mejor control de la cantidad de personas en las calles, se determinó que, a partir del 31 de marzo, se designarán días para poder transitar, según el último número de la tablilla del vehículo. Si el último número es par, podrá transitar los lunes, miércoles y viernes. Los números impares, podrán transitar los martes, jueves y sábado. Esto es para gestiones permitidas por la Orden Ejecutiva, y esta restricción no aplicará a citas médicas o situaciones de salud ni empleados exentos.

“Con la extensión de la Orden Ejecutiva, estamos siendo más estrictos con el toque de queda. Esto responde a que estamos ante el brote viral más letal de los tiempos modernos y la única forma de minimizar el contagio es estando en nuestras casas”, agregó la primera ejecutiva.

La gobernadora agregó que, además de tomar medidas salubristas, también se toman medidas para evitar que esta situación se convierta en una crisis económica. Es por esto que anunció un paquete de medidas de alivio económico que asciende a cerca de $1 billón con impacto directo al bolsillo de los trabajadores.

A esas medidas, la gobernadora añadió una nueva lista de empleados del sector público y municipales que serán beneficiados. Los policías municipales, bomberos municipales, empleados del Negociado de Ciencias Forenses, agentes del Negociado de Investigaciones Especiales (NIE), empleados del Negociado del Sistema 9-1-1, empleados de Emergencias Médicas y oficiales de custodia recibirán $3,500. Por su parte, agentes de Rentas Internas y alguaciles recibirán $2,000; y los empleados de Salud Correccional recibirán $4,000. Los terapistas y técnicos de hospitales públicos recibirán $2,500; y los farmacéuticos del sector público, los tecnólogos médicos y los médicos residentes recibirán $1,000.

“Agradecemos la comprensión y la solidaridad de todos los puertorriqueños. Juntos vamos a ganar esta guerra contra este virus”, agregó la gobernadora.