Gobierno resalta figura de Ex Presidente del Tribunal Supremo José Andreu García

0
456

En representación del gobernador Ricardo Rosselló, el secretario de Estado, Luis G. Rivera Marín, resaltó el legado del ex presidente del Tribunal Supremo de Puerto Rico, José Andreu García, a quien se rindió tributo póstumo hoy en la sede del alto Tribunal.

“A nombre del gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, traigo la expresión de solidaridad y condolencias a la familia y amigos del Expresidente del Tribunal Supremo, José Andreu García. A su señora esposa Isabel Fuentes y sus hijos, nuestro sincero respeto a su memoria. Asimismo, nos unimos al duelo de los Señores Jueces Asociados, del Tribunal Supremo de PR como a toda la Rama Judicial ante la pérdida de quien fuera ejemplo en el servicio público. Y recordando las palabras de su hijo, el licenciado José Andreu Fuentes, el día en que recibimos la noticia de su muerte, hoy lo que nos toca es honrar su legado como padre, como hombre de familia y como hombre de leyes”, expresó el Secretario de Estado.

Rivera Marín mencionó que, aunque Andreu García se destacó por ser uno de los defensores más firmes de las leyes y de la independencia judicial, no es desconocida su trayectoria en el campo deportivo y social. Y agregó: “Intentar hablar o definir su vida en este corto tiempo no sería justo, pero si es indudable que fue plena y marcada”.

Igualmente, el funcionario destacó que fue a los 23 años de edad cuando comenzó su carrera jurídica, que en el 1961 Andreu García obtuvo un juris doctor en la Facultad de Derecho de la Universidad de Puerto Rico.

Rivera Marín detalló que luego de recibirse como abogado, Andreu García ejerció la práctica privada de la profesión por un corto periodo de tiempo y en el 1963 ejerció como juez de distrito en la Rama Judicial por dos años. Posteriormente fue designado fiscal auxiliar y luego promovido a fiscal de distrito hasta el 1969. Por su desempeño en dichos cargos, que fue nombrado juez superior en el Tribunal de Primera Instancia.

Para el 1990 fue designado como juez asociado del Tribunal Supremo y dos años más tarde como Juez Presidente cargo que ocupó durante 11 años, hasta su retiro en septiembre de 2003.

El secretario de Estado concluyó: “Sabemos que para su familia y allegados, serán días de acostumbrarse a su ausencia física, pero les pido que tomen estas palabras como alivio para sus corazones. Siéntanse dichosos de haber tenido junto a ustedes a una persona querida y respetada por todos. Desde nuestros corazones, le damos gracias por su camino de vida; rogando una oración en su memoria”.